El Poder Judicial homenajeó a las mujeres

Mar 31 2021
Cierre del Mes de la Mujer
El martes por la tarde se concretó la última de una serie de actividades que organizaron el Centro de Estudios Judiciales (CEJ) y el Centro Judicial de Género (CJG) para conmemorar el Mes de la Mujer y homenajear a la mujer judicial. 
 
La apertura estuvo a cargo del presidente del Superior Tribunal de Justicia, Rolando Toledo y a continuación la jueza saenzpeñense Elia Pisarello realizó un recorrido histórico para reflexionar sobre el rol de la mujer. Participó también de la actividad la defensora general, Alicia Alcalá, y la titular del CGJ, Luciana Sampietro, hizo la presentación de la actividad.
 
Toledo recordó cuando fueron por primera vez junto con Pisarello a la Oficina de la Mujer (OM) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN) “que se creó a instancias de Carmen Argibay, donde hicimos las primeras armas en el tema” y rememoró cuando se inauguró la Oficina de Género en el Poder Judicial del Chaco “por iniciativa de la doctora (María Luisa) Lucas, que era muy amiga de Carmen Argibay y Elena Highton. Después creamos el CJG en 2016, para generar un espacio institucional que siga promoviendo la incorporación de la perspectiva de género y la concienciación sobre la violencia en sectores más vulnerables. Se previó que tenga dependencia del STJ y que tenga un director y un subdirector”. 
 
A continuación, mencionó los objetivos que se propone lograr en esta gestión. “Voy a tratar de darle impulso instrumentar capacitaciones, a la investigación y asistencia técnica que incluyan a los tres poderes del Estado, porque todos estamos trabajando la misma temática pero está faltando hacer una acción integrada”. 
 
“Investigación para canalizar las relacionadas a nuestras propias circunstancias, grupos vulnerables, pueblos originarios, niños, niñas y adolescentes que sufren los efectos de la violencia. Otros objetivos son monitorear las actividades que realizan los organismos jurisdiccionales para adecuar las exigencias normativas, disponer la publicación relevante de la oficina, evaluar anualmente las estadísticas relevantes y trabajar en el diseño de un sistema único que deberá incluir las denuncias policiales en las comisarías”, agregó Toledo. 
 
“Quedan cosas para hacer hacia adelante. En la actualidad, el Chaco es la provincia que está en mejor situación en cuanto a la ocupación según el lugar de funcionamiento en la Argentina. Tenemos el 59% de mujeres magistradas y funcionarias, y 54% en los empleados. Superamos por mucho a los que vienen después. Como el género femenino tiene mayoría, podemos trabajar con una flexibilidad y una amplitud para poder canalizar los contenidos, las formas de actuar, los protocolos, las investigaciones, las capacitaciones que nos hacen falta así que entre esos objetivos vamos a tratar de mejorar e implementar rápidamente las cuestiones que están faltando” sostuvo Toledo.
 
También mostró el iceberg de la violencia “que es ilustrativo en cuanto a las cuestiones que tienen que ver con los datos, los rastros, las alertas que hay que tener. Son cosas que suceden todos los días, en todas las edades, culturas y capas de la sociedad. Hay que seguir trabajando en esto. Creo que hay una buena reacción del Poder Ejecutivo provincial, de trabajar en cuestiones prácticas, efectivas”. 
 
Para cerrar, el presidente del STJ destacó la compañía “de Elia Pisarello y de las artistas que tenemos, hay que hacerlo más reiteradamente porque tenemos que tener algunas expresiones que alivien la carga”.
 
Recorrido histórico
Por su parte, la jueza Pisarello comenzó también agradeciendo las actuaciones de las artistas y “al doctor Toledo por sus expresiones, sus proyectos y por su compromiso con la temática. Ya cursamos capacitaciones, reflexiones y hoy es momento de homenajearnos. A la mujer que desarrolla su tarea desde cualquier lugar en el Poder Judicial chaqueño. Esta es una celebración especial porque tiene una mirada respetuosa a nuestro modo de organizarnos. Sin subestimación del sentir y del pensar como lo que vivimos, teniendo presente nuestra propia naturaleza”. 
 
A su vez, destacó la importancia de que un poder del Estado pueda “juntar lo que la historia pretendió separar desde esos modelos culturales que nos trataban de diferenciar. Con esta manifestación artística y esta emoción hoy podemos sentir y además pensar, que la razón y el arte, la emoción, son posibles. Por eso puedo sostener que esta jornada nos enaltece nos honra y nos fortalece. Y así, con la convicción profunda de que millones de mujeres tejen el manto de la igualdad sobre la tierra, corresponde hoy también homenajear a aquellas que se abrieron camino en épocas diferentes y más difíciles, y que nos lo hicieron más fácil y liviano”. Recordó que en la provincialización del Estado chaqueño, la primera presidenta del recientemente creado Poder Judicial fue María Mohando Solimano de Farías. 
 
“Se inicia con 131 empleados y empleadas y con la presidencia de una mujer en el año 1953. Luego participaron del alto cuerpo Belkys de Castaño y Nelly Casavecchia. Y con la vuelta a la democracia asumió otra mujer imposible de olvidar porque fue guía de generaciones, la doctora María Luisa Lucas. Hoy nos representan en el STJ Iride Isabel María Grillo y Emilia Valle y, desde la defensoría, Alicia Alcalá, mujeres que se desempeñan con mucho ahínco”. 
 
También recordó “a otras que hicieron historia con esfuerzo, como María Graciela Lludgar, camarista en lo Civil y Comercial, profesora universitaria y presidenta de la Asociación de Magistrados, en ella rindo homenaje a las que partieron y las que se retiraron pero aún nos guían, nos marcan rumbo”. 
 
Por otra parte, destacó “la persistente tarea de capacitación, ya que cuando se incorporaron los concursos se fue modificando el perfil de nuestro poder, el que como contrapartida efectivizó la igualdad en la admisibilidad de los cargos. Hoy somos una de las provincias líderes en el país y tenemos en todos los cargos directivos roto el techo de cristal y una mayoría de mujeres”, explicó Pisarello, citando datos del informe del CJG del año 2020. 
 
“Nos vemos las mujeres de la justicia chaqueña en un poder que enfrenta los desafíos y aggiorna los cambios, un poder progresista y desprejuiciado. Como no serlo, una mujer presidió y organizó este poder. Hemos superado muchas dificultades, recorrido innumerables lugares acompañadas por hombres que no solo comprendieron sino que internalizaron el cambio de paradigma. Pero debemos seguir porque el fin de la igualdad está lejos”, agregó. 
 
“La modificación es notoria en la atención de la temática, muchos y muchas nos hemos capacitado y admitido el desafío. La tarea no ha terminado, la meta de equidad deben ser alcanzados en otra dimensión. Hoy con este homenaje debemos renovar nuestro compromiso, hemos logrado muchos cambios pero hay que reconocer que nos hemos formado en una sociedad patriarcal. Los prejuicios afloran, debemos luchar contra ellos, no debemos acomodarnos. Debemos tener conciencia de la situación para dictar sentencia y atender al justiciable con perspectiva de género”, concluyó.