Juraron abogados y mediadores

Mayo 15 2014
En el STJ
Los nuevos abogados prestaron juramento en el STJ.
Treinta y seis nuevos abogados y cinco mediadores juraron esta mañana ante el presidente del Superior Tribunal de Justicia, Rolando Toledo, la ministro Isabel Grillo y el procurador general Jorge Canteros.  
 
La nómina de noveles profesionales estuvo integrada por los abogados: María Carla Almaraz, Lucas Sergio Caroggio, Gladis Susana Collado, Clarisa Silvana Garcete, Leandro García Redondo, Marilyn Emilce Greczny, Romina Noelia Gutiérrez, Florencio Malvina Luzuriaga Recalde, Rodrigo Matías Micholovsky, Silvana Soledad Mores, Carla Marisol Nardelli, Enrique Carlos Nolte, Anabel de Jesús Rodríguez da Rocha, Rubén Hipólito Rojas, María Antonella Vargas, Maida Gabriela With, Ariana Lucía Zalazar, Liliana Luján Gomez, Patricia Marcela Moreno, María Laura Robles Rolón,  Daniel Fernando Bentolila, Victor Facundo Cabral, Vanesa Elisabeth Canteros, Marcelo Gastón Ceruso, Sebastián Javier Dufek, Carla Fabiana Iturralde, Carmen Lilian Ojeda, César Iván Romano, Antonela Rovere, Cesar Claudio Scarel, Florencia Vanina Beltrán, Luis Alfredo Gomez, Mariela Evelyn Hesterkin, Tirsa Lucía Maidana, Hugo Mauricio Soto y francisco Arturo Zarza.
 
Los mediadores son Rubens Ariel Aguirre, Paola Alejandra Brillada Ana carolina Moran, Natalia Garayoa y Ilda Gladys Imfeld. 
 
Al finalizar, el STJ saludó a quienes terminaron de prestar juramento y “los exhorta a un desempeño que tienda a la pacificación y a la conciliación dentro de la sociedad y que igualmente desarrollen su labor profesional, primordialmente en pro del bien común con la convicción de llenar un cometido trascendente toda vez que hacer justicia o pedirla constituye una obra privilegiada del hombre”.
 
Asimismo, les recordó que “el correcto ejercicio de la abogacía, exige una constante capacitación y probidad en beneficio del justiciable y como contribución a la sociedad en general. Finalmente ser leal en la lucha, tolerar, tener paciencia y fe, olvidar prontamente las victorias como las derrotas y amar la profesión como pautas que deben regir la vida del abogado. Todo esto expresado con los mejores deseos de éxito”. 
juramentos